ONESTEP

La planificación quirúrgica y su papel en los traumatismos craneoencefálicos

El traumatismo craneoencefálico, TEC, se trata de un golpe producido en la región craneal o facial que puede afectar al nivel de conciencia del paciente. La gravedad del TEC dependerá en gran medida del modo en el que se produjo el traumatismo (accidentes de tráfico, caídas, agresiones) así como de las complicaciones que éste pueda traer consigo. Los traumatismos craneoencefálicos son la causa de daño cerebral más frecuente diagnosticada en pacientes.

Dentro de los traumatismos craneales podemos encontrar dos tipologías: traumatismos craneales cerrados o abiertos (penetrantes). El traumatismo craneal cerrado es aquel que se produce al recibir un impacto que no llega a romper el cráneo. En el traumatismo craneal abierto o penetrante el objeto que impactó sí llega a romper el cráneo e ingresar en el cerebro. Este tipo de traumatismos son los que se producen normalmente en los accidentes de tráfico. 

La trascendencia de este tipo de lesiones radica en que puede afectar directamente al sistema nervioso central compuesto por el encéfalo y la médula espinal, protegido por el cráneo y formado además por el cerebro, el cerebelo y el bulbo raquídeo. El cerebro se trata de la estructura más compleja que posee nuestro organismo ya que se encarga de regular y controlar todas las acciones y reacciones de nuestro cuerpo, siendo el principal centro nervioso. 

Como consecuencia del daño que provoca el traumatismo cranoencefálico en el cerebro se pueden producir dos lesiones: la lesión primaria (contusión) y la lesión secundaria (hemorragia, edema, aumento de la presión en el cráneo, etc.). La primaria está relacionada directamente con el impacto que ha recibido el paciente sobre el cerebro, mientras que la secundaria se desarrolla como consecuencia de ésta, durante los días posteriores al accidente y puede acarrear graves consecuencias en el pronóstico del afectado. 

Traumatismo cranoencefálico

El importante papel de la planificación quirúrgica entra en juego en este momento, suponiendo un pilar fundamental para este tipo de lesiones a las que aporta soluciones, tal y como analizamos en uno de nuestros casos de Kranyos Response. En él se presenta un defecto óseo frontal a consecuencia de un trauma craneal seguido de una craniectomía descompresiva. 

El primer paso a seguir dentro de la planificación quirúrgica, una vez se ha estabilizado al paciente, es realizar una reconstrucción en 3D en base al TAC anterior, y con esa información hacer una densitometría ósea que analice las paredes del cráneo para conocer su espesor y poder planificar una osteotomía guiada.  Una vez que contamos con esta información, se realiza la propuesta. En este caso, se trata de una copia fiel (1-1) de la estructura ósea diseñada a medida del paciente, ajustándose a sus necesidades y anatomía, para reconstruir el defecto óseo frontal.  

Al modelo de implante propuesto se le realizó un análisis mediante elementos finitos para la evaluación estática estructural utilizando la Polieteretercetona (PEEK) como material de estudio. Se encontró que los espesores ideales están entre 2 a 4 mm para obtener propiedades similares al tejido óseo del cráneo.

Una vez más, observamos como la planificación quirúrgica ofrece soluciones a cirugías complejas que la requieren, proporcionando diversas posibilidades destinadas todas ellas a cubrir las necesidades de cada paciente. 


Puedes consultar algunos de nuestros casos de planificación quirúrgica y aplicación de prótesis a medida en nuestra sección de experiencias.

Nace Somosuno, un proyecto para la fabricación de respiradores mecánicos

Respirador mecánico Somosuno

En la actualidad estamos viviendo una situación compleja debido a la pandemia de COVID-19 que golpea nuestro país. Ante la necesidad de abastecer los centros y debido al colapso de suministro de materiales, ha nacido una iniciativa que tiene como principal protagonista la sinergia de distintas empresas que colaboran con el proyecto Somosuno.

Somosuno se centra en la creación de respiradores mecánicos que sean capaces de mantener con vida a todas aquellas personas que lo necesiten. A día de hoy, el respirador ya está realizando las primeras pruebas impresas que comienzan la fase de test y monitorización. 

El proyecto utiliza los respiradores manuales, conocidos como ambú, y busca mecanizar su funcionamiento con el fin de atender a un mayor número de personas y hacer frente así al colapso que sufren gran parte de los hospitales españoles. Somosuno se trata de una de las numerosas iniciativas que actualmente están aportando soluciones a la situación sufrida por el COVID-19.

Como consecuencia de la situación, España no dispone de suficientes respiradores para atender a todos los afectados que se esperan. Radica aquí la importancia de producir en el menor tiempo posible este sistema de respiración automática.

Somosuno nace de la mano de Jesús Manzanera, responsable técnico del proyecto, y Carlos Berenguer, coordinador del proyecto. Se han sumado a dicha coordinación la Conselleria d’Innovació, Universitats, Ciència i Societat Digital, junto con la AVI, la Conselleria de Sanitat Universal i Salut Pública y Distrito Digital. Casi una veintena de empresas, entre las que se encuentra Avamed Synergy, son las que actualmente están colaborando en el proyecto con su aportación, ya sean impresoras 3D específicas (FDM, SLS, SLA…), diseñadores, personal médico y técnico, etc. 

Todos aquellos particulares y empresas que puedan ofrecer cualquier tipo de recurso mencionado anteriormente puede hacerlo mediante la web de Somosuno: https://www.somosuno.eu/

Desde Avamed Synergy hemos mostrado nuestro apoyo a la iniciativa ofreciéndonos para la coordinación de las tareas de impresión 3D que llevaremos a cabo con nuestros partners de impresión: Estudios Durero y el Instituto Tecnológico de Productos Infantiles y Ocio, AIJU. Precisamente Estudios Durero ha fabricado ya cerca de 15.000 pantallas protectoras que servirán para proteger a los profesionales sanitarios que trabajan sin cesar en los hospitales españoles. 

Es evidente que la tecnología cada vez está más presente en nuestras vidas. También lo es, que los avances tecnológicos aplicados en el ámbito médico están aportando un sinfín de ventajas en todo tipo de casos clínicos. Como podemos ver, la impresión 3D juega un papel esencial en la medicina, lo que ha supuesto un punto de inflexión a tener en cuenta por los profesionales que pueden ofrecer al paciente la mejor solución a su caso particular.

Avamed Synergy quiere mostrar su apoyo y compromiso con todas aquellas personas y organizaciones que día tras día muestran su entrega y luchan por superar esta situación. Cada día estamos más cerca de conseguirlo.

El meningioma: qué es, sus causas y factores de riesgo que lo propician

A menudo hemos escuchado hablar de un meningioma pero, ¿sabemos exactamente qué es y cómo surge? Hablamos de meniongioma para referirnos al tipo más frecuente de tumor que aparece en la cabeza y que puede llegar a afectar al cerebro. Este tumor surge de las meninges, aquellas membranas que rodean tanto al cerebro como a la médula espinal. 

Y, pese a que no se trata de un tumor cerebral como tal, sí que es cierto que se asocia a esta categoría debido a que comprime o presiona el cerebro, así como los nervios y los vasos adyacentes. Sin embargo, el 90 % de los meningiomas son benignos y no son más que tumores de crecimiento muy lento que se desarrollan paulatinamente conforme avanzan los años.

Pero, ¿cuáles son las causas que ocasionan un meniongioma? Aún se desconoce si lo ocasiona los genes heredados, una rara exposición previa a la radiación u otros factores. De hecho, en la actualidad no hay pruebas decisivas que afirmen que los meniongiomas están relacionados con el uso del teléfono móvil.

Es necesario resaltar además que uno de los síntomas más habituales para detectar un meningioma son las crisis epilépticas. Esto se debe a que justo debajo de la meninge podemos encontrar la corteza cerebral. La irritación o compresión de ésta por un meningioma puede producir la mencionada crisis epiléptica.

Lo que sí es cierto y está comprobado es que hay ciertos factores de riesgo que propician la aparición de un meningioma, como los que te presentamos a continuación:

  • Someterse a un tratamiento con radiación. La radiación en la cabeza aumenta considerablemente la posibilidad de padecer un meningioma.
  • El exceso de peso o sobrepeso. El índice de masa corporal elevado provoca mayor riesgo de padecer cualquier tipo de tumor. Según los artículos consultados no hay evidencia entre obesidad y meningioma pese a que se trata de un pensamiento extendido.
  • Hormonas femeninas. Las mujeres son más propensas a sufrir meningioma, por lo que los médicos sospechan que las hormonas femeninas afectan en ello. Asimismo, hay estudios que afirman que existe una relación entre las que padecen cáncer de mama y el riesgo de sufrir además meningioma.
  • Trastorno del sistema nervioso hereditario. La neurofibromatosis aumenta el riesgo de padecer meningioma así como otros tumores que afectan al cerebro.

Por suerte, los avances tecnológicos han propiciado que la planificación quirúrgica sea cada vez mayor y de más calidad, lo que repercute directamente en ofrecer mejores soluciones a este tipo de casos, como es la aparición de meningiomas.

La impresión de prótesis a medida ha supuesto un antes y un después en cantidad de casos quirúrgicos que han visto en este servicio de calidad, como lo es One Step, una puerta abierta a infinidad de posibilidades. Lo que hasta entonces resultaba impensable, a día de hoy se está logrando, con resultados más que satisfactorios gracias a las soluciones que da la tecnología a la planificación 3D y la impresión de prótesis a medida.

Puedes consultar algunos de nuestros casos de planificación quirúrgica y aplicación de prótesis a medida en nuestra sección de experiencias.

Kranyos One Step

Resección ósea de meningioma temporoparietal izquierdo

En este caso, se encuentra un defecto temporo-parietal izquierdo de Ø 92,1mm como consecuencia de tabla ósea afectada por meningioma. 

A continuación, se detallan las características del defecto óseo propuesto a remover con unos márgenes de seguridad >10mm. 

Tras marcar los márgenes se realiza un análisis de las paredes del cráneo para conocer su espesor y así poder determinar/planificar la osteotomía guiada (si procede en el caso), su fijación y longitud de los tornillos óptima para la fijación del futuro implante PEEK.

TORNILLOS aconsejados para fijación al hueso: 

Material: Titanio 6Al-4V

Diámetro: 2mm y 1.5mm

Cantidad: Definidas por el especialista 

PLACAS aconsejadas para usar en la colocación del implante PEEK: 

Material: Titanio TI CP4 

Perfil: 2mm y 1.5mm

Cantidad y forma: Definidas por el especialista 

La propuesta es una copia fiel (1-1) de la estructura ósea del paciente a sustituir diseñada a medida, basada en la reconstrucción 3D del TAC.

Al modelo de implante propuesto se le realiza un análisis mediante elementos finitos para la evaluación estática estructural utilizando la Polieteretercetona (PEEK) como material de estudio.

Se encuentra que los espesores ideales están entre 2 y 4 mm para obtener propiedades similares al tejido óseo del cráneo. Este material es óptimo en biocompatibilidad y bioestabilidad manteniendo sus características físicas y químicas a largo plazo en contacto con tejidos y fluidos corporales. El módulo de elasticidad del PEEK es muy similar al del hueso cortical evitando así el stress shielding (desmineralización ósea del hueso adyacente). El material PEEK-Optima posee una alta resistencia a esfuerzos mecánicos, es químicamente inerte, no es cancerígeno, no provoca reacciones de hipersensibilidad, se esteriliza por autoclave, con excelentes resultados cosméticos, es deformable, sus propiedades de radio lucidez son similares al hueso, presume de una buena ósea integración, de fácil posicionamiento y extracción, con poco riesgo de necrosis y totalmente biocompatible. 

La propuesta de resección con guías de corte facilita las medidas y las características del juego de guías en material ABS para la craneotomía programada. La posición sobre el cráneo es anatómica, de precisión y deberán ser fijadas temporalmente según las indicaciones en los gráficos.

La guía en la parte de adose mide aproximadamente 2 mm de espesor y los tornillos deben entrar al hueso entre 3 o 4 mm, por lo que se sugieren que sean de 6/7 mm para esta. Además, se propone un margen de seguridad de 10 mm a mayores sobre el perímetro del hueso afectado.

Imágenes con propuesta de reconstrucción PEEK:

Si continúas usando este sitio, aceptas el uso de cookies. Más información

Los ajustes de cookies en esta web están configurados para «permitir las cookies» y ofrecerte la mejor experiencia de navegación posible. Si sigues usando esta web sin cambiar tus ajustes de cookies o haces clic en «Aceptar», estarás dando tu consentimiento a esto.

Cerrar